Saltar al contenido

Educar a un gato

Los gatos como mascota son excelentes, pero para poder lograr esto es necesario que se les eduque de manera correcta, en donde el educar a un gato debe iniciar desde muy temprana edad.

Lo más recomendable es empezar a entrenarlo con tan solo 1 mes de vida, así este entenderá poco a poco y cada día cumplirá con las órdenes de los dueños, esto será gracias a que los gatos son muy inteligentes.

Educar un gato es muy sencillo, pero requiere de tiempo y dedicación  para poder hacer de este animal el mejor de compañía, en donde se debe iniciar con el arenero y seguido de esto los demás trucos necesarios para su desarrollo.

También es de suma importancia ejercitar su capacidad mental, ya que la inteligencia de estos animales dependerá de cuanto la ejercites, y esta solo será labor de los dueños del felino.

Educación básica.

Educar a un gato, como sabemos no es tarea sencilla, pero existen ciertas maneras de hacerlo de forma correcta, iniciando a las 3 semanas de vida con el arenero, y luego poco a poco con demás acciones.

El arenero.

Este lugar será donde el gato haga sus necesidades fisiológicas, por lo que con solo tres semanas de vida será necesario enseñarle que el arenero es el baño, esto es posible de la siguiente manera.

  • Luego de cada comida, juego intenso o al despertar, llevar al gato al arenero.
  • Usar spray de olores donde este asocie el olor con realizar sus necesidades.
  • Si el gato realiza sus necesidades en otro lugar, y este es muy frecuente entonces se puede mover la caja de arena para este sitio para ayudar al gato.
  • Realizar la acción repetidas veces hasta que el gato entienda que el arenero es el baño.

No arañar o morder.

Los gatos tienen un instinto cazador innato, el cual es casi imposible de eliminar, pero con una buena educación es posible disminuirlo de manera considerable, por lo que arañar y rasguñar será su juego favorito.

Por ello se debe regañar al gato cada vez que rasguñe algún lugar, ya que al hacerlo se afilan las uñas y se corre el peligro de un accidente o que rompa algún mueble de la casa.

También para reducir esto, podemos usar algunos juguetes como los rasgadores verticales y enseñarlo a usarlo, esto también forma parte de la buena educación del gato.

El morder, será una de sus atributos, por lo que no se debe sobreexcitar al gato para que este no muerda, y al hacerlo reprenderlo y dejar de jugar con él, para que asocie este movimiento con la mordida lo cual es negativo.

Algunos trucos para educar.

Educar a un gato es una tarea sencilla, cuando se tiene mucha paciencia para ello, ya que no es de manera instantánea que la educación aparece, por lo que al hacerlo desde muy pequeños sería lo ideal.

Entre algunos de los trucos que se pueden usar para educar un gato seria el entrenamiento en positivo, el cual consiste en premiar al gato por cada acción que realice bien.

Es decir, al enseñarlo a usar el arenero, las veces que lo haga darle un premio en símbolo de que está aprendiendo, de igual manera con los juguetes, al aprender a usar de manera correcta el rasgador se le puede premiar al gato.

Pero también se debe tener en cuenta que los gatos son manipuladores, por lo que también se deben de reprender cuando hagan algo mal, por ejemplo al rasguñar un mueble de la casa se le reprende y efectivamente no se le premia.

También la educación  mental es importante, la cual se hace con objetos peludos en la mayoría de los casos, y jugando con el gato para desarrollar mucho más su inteligencia.

 

 

[Total:0    Promedio:0/5]